LEYENDO

El gran objetivo para la industria cosmética, cons...

El gran objetivo para la industria cosmética, consiste en un desarrollo sostenible en sus productos para el 2030, y así reducir la contaminación.

El desarrollo sostenible en la industria cosmética se convirtió en el mayor desafío. Por eso, fue marcado como el principal objetivo de la ONU para el 2030. Logrando así, implementar productos basados en el reciclaje y la creación respetando el entorno.

El avance también se tiene que dar en cuanto al uso de materiales reciclados, la no inclusión de plásticos o folletos innecesarios, uso de energías renovables y disminución de emisiones del transporte.

Con su objetivo definido, la industria cosmética trabaja a pasos agigantados para impulsar productos menos contaminantes y biodegradables. La consultora y directora de Ecovia, Amarjit Sahota destacó que el consumidor también cambió y está más comprometido y consciente de los efectos negativos de la polución de los residuos plásticos.

“En el último año y medio hemos sido testigos del despertar de un consumidor más consciente con la polución producida por los residuos plásticos que son, en gran medida, envases que han tenido un solo uso. La buena noticia es que la Comisión Europea los prohibirá a partir de 2020. Es un problema importante, pero creo que primero debemos centrarnos en el cultivo responsable de los componentes de origen vegetal”, asegura Amarjit Sahota, director de Ecovia, una consultora que ayuda a las grandes empresas a alinearse con la salud del planeta.

“Hubo un tiempo que esto podría haberse visto como una estrategia de marketing, pero ya no. Los consumidores saben identificar perfectamente el greenwashing”.

La industria cosmética investiga (e invierte) para mejorar en cuestiones de impacto ambiental. Eso sí, a los consumidores aún les cuesta discernir las particularidades de un producto durante todo su ciclo de vida.

En 2015 se hizo el lanzamiento de la Agenda 2030 de Naciones Unidas y el desarrollo sostenible integró uno de los 17 objetivos del Acuerdo de París.

Allí se definieron medidas en torno a las necesidades del planeta y la sociedad. Por eso, el impacto ambiental es una investigación constante en la industria cosmética. De hecho, la investigadora del Instituto de diagnóstico ambiental y estudios del agua, Ethel Eljarrat advirtió sobre los microplásticos.

Eljarrat explicó que los microplásticos concluyen en el mar, la fauna los ingiere y los químicos llegan a sus tejidos. Al ser consumidos por humanos, la carga de contaminantes puede provocar enfermedades como cáncer, infertilidad u obesidad.

Por tal motivo, distintos especialistas ponen el acento en buscar otro enfoque en la industria del plástico. Y lograr que los envases tengan una segunda vida y no terminen como un residuo.

Con un objetivo definido, la industria cosmética ya se perfila para un 2030 donde el desarrollo sostenible espera triunfar en favor del medio ambiente y la sociedad, reduciendo así, la contaminación.

Para lograr que la industria cosmética cumpla con un desarrollo sostenible, se espera que todos los ingredientes usados en productos hayan sido cultivados y recolectados respetando el medio ambiente y sus localidades.


#GreenStyle #VidaEnVerde

NOTAS RELACIONADAS

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

INSTAGRAM
La comunidad verde
Sitio web optimizado por: SEO Valencia
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: Wordpress modo mantenimiento